Orihuela

La PAH pide ayuda para una madre y su bebé que sufre espina bífica

La obra social de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) de Orihuela ha pedido ayuda urgente para una joven de 20 años cuyo hijo de 9 meses sufre espina bífida y necesita tratamiento médico.
Zineb Rezzioui llegó a Orihuela desde Argelia, su país natal, el pasado 27 de marzo, con un visado de turista, y con la esperanza de poder ayudar a su hijo. Tras acudir con este al Hospital Vega Baja fue desviada al Hospital Provincial en Alicante, donde tres días después era operado para tratar una hidrocefalia consecuencia de la espina bífida. La joven ha explicado que el niño fue operado varias veces en Argelia, pero no observó mejoría alguna en su estado. Sin embargo, esta madre ha asegurado que tras la intervención realizada en España, su hijo está mejor.
Desde la PAH están intentando regularizar la situación de esta “madre coraje”, como ya le llaman, “porque queremos que tenga derecho a una sanidad que pueda salvar la vida de su hijo”, tal como indica desde este colectivo, José Andrés Berná.
La plataforma también ha realojado a la madre y al niño en una vivienda del Rabaloche, propiedad de Bankia, pero que lleva más de un año sin habitar. A la entidad le han solicitado un alquiler social y a Bienestar Social del Ayuntamiento que se haga cargo de los gastos básicos de la vivienda. A cambio, esta madre se ofrece para realizar trabajos sociales a la comunidad.
Todo depende de que el Ayuntamiento acepte el empadronamiento de Zineb para poder reconocerle esos derechos o la tarjeta sanitaria que le han concedido caducará el 15 de julio. Con ayuda de una traductora, la joven se ha limitado a decir que lo único que quiere es que ayuden a su hijo.
Desde la PAH, aseguran que seguirán adelante con su labor de “recuperar los derechos básicos de las personas”, porque según afirman, “las entidades bancarias e incluso las instituciones los están pisoteando”.

1 Comment

  1. milagros
    9 mayo, 2015 at 22:18 — Responder

    Soy madre y abuela, si a algún hijo o nieto mío le hiciera falta una operación o pan para comer iría a buscarlo al fin del mundo como ha hecho esa madre.
    Hay que ayudarles a ella y a su bebé en todo lo que se pueda.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous post

La ciencia de Los Andenes

Next post

Bascuñana espera una campaña "dura y exigente"

activaor

activaor