Vega Baja

La Generalitat invierte 420.000 euros en reparar la balsa de riego de Fuensanta de Jacarilla

Tiene una capacidad de unos 135.000 metros cúbicos y da servicio a los términos municipales de Jacarilla y Orihuela

La Generalitat, a través de la Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica, ha concluido las obras para reparar y poner de nuevo en funcionamiento la balsa de riego Cabezo Rajado de la Comunidad de Regantes de Fuensanta de Jacarilla, dañada por la DANA o gota fría que asoló la comarca de la Vega Baja en septiembre de 2019. Unos daños que dejaron la balsa fuera de servicio.

Esta infraestructura hidráulica tiene una capacidad de almacenamiento de unos 135.000 metros cúbicos y da servicio para el riego de unas 870 hectáreas de cultivo en los términos municipales de Jacarilla y Orihuela.

Para su rehabilitación ha sido necesario retirar las tierras y rocas desprendidas en el camino perimetral y de acceso al lugar así como la reparación del recinto de la balsa y de la lámina de impermeabilización de la misma para mantener el servicio de la infraestructura hidráulica, según el informe técnico de las obras.

Para comprobar la evolución y el resultado de los trabajos, han visitado la balsa Cabezo Rajado el director del Plan Vega Renhace del Consell, Antonio Alonso; la directora territorial de Presidencia en Alicante, Antonia Moreno, así como la alcaldesa de Jacarilla, Pilar Díaz, y técnicos responsables de la obra. También ha acudido el presidente de la comunidad de regantes de Fuensanta de Jacarilla, Agustín Martínez.

A raíz de la DANA, la Generalitat ha destinado 15,7 millones de euros a rehabilitar y mejorar la red de riego de la Vega Baja con más de 87 obras en 20 municipios de los 27 municipios de la comarca, algunas ya están concluidas y otras están en fase de ejecución.

Las inversiones están destinadas a rehabilitar las acequias, los azarbes y canales en los siguientes municipios: Algorfa, Almoradí, Benejúzar, Benferri, Bigastro, Callosa Segura, Catral, Crevillente, Daya Vieja, Dolores, Guardamar del Segura, Jacarilla, Los Montesinos, Orihuela, Pilar de la Horadada, Rafal, Rojales, San Fulgencio, San Isidro y San Miguel de Salinas.

Patrimonio hidráulico

Hay que recordar que la reparación y mejora de la red de riego en la comarca es una de las actuaciones prioritarias del Plan Vega Renhace del Consell. Se trata de unas obras que tienen como fin mejorar aquellas infraestructuras hidráulicas que, por antigüedad, estén en mal estado; reparar las que, a causa de la DANA de 2019 y de otras inundaciones, hayan sufrido daños; reforzar la seguridad en las mismas, instalando elementos como, por ejemplo, barandillas; reducir el riesgo de inundaciones, y ensalzar el patrimonio hidráulico de la comarca.

“La restauración de los canales de riego en la Vega Baja del Segura se enmarca en el eje de infraestructuras hidráulicas del Plan Vega Renhace del Consell, actuaciones 3, 5, 9 y 10; unas obras de rehabilitación que servirán para paliar los efectos de unas eventuales inundaciones en la Vega Baja”, ha explicado Antonio Alonso.

Alonso ha añadido que, en el seno de dicho plan y en colaboración con Conselleria de Agricultura, Desarrollo Rural, Emergencia Climática y Transición Ecológica, se han planificado nuevas actuaciones en las acequias y los azarbes de la comarca. “Con las nuevas obras se quiere complementar el trabajo que el Consell ya ha llevado a cabo reconstruyendo las infraestructuras hidráulicas de la Vega Baja, muy importantes para el riego de la huerta de la comarca y por su valor como patrimonio histórico”, ha añadido.

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous post

Educación celebra Santa Cecilia con una programación especial de conciertos

Next post

Medio Ambiente y Faunatura instalan cajas nido para aves en el Palmeral

activaor

activaor