Sociedad

El Casino Orcelitano distingue a Lola Fabregat como ‘Oriolana trabajadora’

El Casino Orcelitano acogió el pasado sábado el acto de reconocimiento como ‘Oriolana trabajadora 2018’ y alrededor de 80 personas arroparon a Lola Fabregat Ruíz, directora del Centro Ocupacional Oriol, para recoger esta distinción. Amigos, familiares y compañeros no quisieron perderse el primero de los galardones que la institución oriolana concede y que tiene como objetivo reconocer la trayectoria profesional y social de la mujer oriolana.

El presidente del Casino Orcelitano, Javier Vidal, destacó la figura de la directora del Centro Oriol como una persona luchadora y reivindicativa. “Con este nuevo galardón se busca reconocer la labor de las oriolanas que con su trabajo y esfuerzo mejoran la convivencia, la solidaridad y las oportunidades en nuestro municipio y la comarca”, aseguró Vidal y añadió que “tenemos muchos valores que aprender de la diversidad con la que trabaja Lola como fidelidad, lealtad, confianza y arraigo a las personas que te quieren, bondad, esfuerzo o sacrificio”.

El acto tuvo varios momentos emotivos como la intervención de la hermana de la premiada o las palabras de los asistentes que pusieron ejemplos de lo que ha sido una vida dedicada a ayudar a las personas.

Fabregat quiso agradecer al Casino Orcelitano y a su presidente, Javier Vidal, por haber pensado en ella para recoger este galardón. La directora del Centro Oriol repasó algunas de sus vivencias y tuvo palabras para sus compañeros, amigos y sus padres. “Si hoy me han significado como mujer oriolana trabajadora 2018 está claro que una parte se debe a mi trayectoria profesional como directora del Centro Oriol por eso esta mención la tengo que compartir con cada una de las trabajadoras de este centro, con las que están y con las que ya no están”, aseguró Fabregat y añadió que “aprovecho esta ocasión para reivindicar públicamente que se invoque algo tan simple como el sentido común a la hora de aprobar políticas sociales centradas en la discapacidad o diversidad funcional, pero sobre todo que destaque ese sentido común a la hora de ejecutar esas políticas”.

La premiada aprovechó su intervención para dirigirse hacia el Casino Orcelitano y a su presidente y dijo que “me siento una pieza fundamental de la actividad social y cultural de Orihuela, de acuerdo con los nuevos tiempos, y me ofrezco a aportar mi humilde experiencia para que haya una mayor colaboración del Casino en la vida social oriolana y, sobre todo, con colectivos como el nuestro”.

No hay comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Anterior

El secretario autonómico de Turismo respalda la declaración de Interés Turístico para los Moros y Cristianos de Callosa

Siguiente

Redován distingue a Trini Fuentes Marcos como mujer trabajadora